Diferencia entre inflamable y combustible / Ciencia

Diferencia entre inflamable y combustible Ciencia

Diferencia entre inflamable y combustible CienciaInflamables y Combustibles
A menudo, las personas se enfrentan al dilema de cómo medir y categorizar estos dos términos. Sí, los hechos requeridos para el chantaje pueden basarse en sustancias "inflamables" e "inflamables".

El calor de combustión de una sustancia se calcula mediante un método llamado calorimetría. El concepto utilizado para formular el calor de combustión es muy simple. Los verdaderos calorímetros funcionan utilizando un recipiente que contiene una sustancia con propiedades reconocidas. Algunos materiales para los que se debe calcular el calor de combustión se queman lentamente y todo el calor se transfiere automáticamente al contenido del recipiente. La temperatura del contenido del recipiente aumentará y el calor y la velocidad de combustión se calculan fácilmente.

Para calcular la inflamabilidad de una sustancia/material, debe someterse a una prueba de fuego. Si hablamos de estándares internacionales, existen muchos protocolos de ensayo para cuantificar el grado de inflamabilidad. Las clasificaciones de sustancia/material se obtienen después de la prueba de fuego. Estos grados se utilizan para establecer códigos de construcción, códigos contra incendios y requisitos de seguros. Estos códigos también son importantes cuando se almacenan y manipulan sustancias altamente inflamables. Hay una serie de precauciones que deben tomarse al almacenar tales sustancias tanto dentro como fuera de las estructuras de los edificios. También se toman las medidas necesarias cuando se transportan dichos materiales por vía aérea.

Te puede interesar:
Cuál es la diferencia entre las células T CD4 y CD8 / Ciencia

Un material inflamable es aquel que es susceptible de incendiarse en condiciones normales y con la ayuda de una mínima fuente de ignición. Una sola chispa es suficiente. El propano es un ejemplo ideal de sustancia inflamable.

Los materiales combustibles pueden incluir cualquier cosa que se queme. El propano también se puede agrupar, pero la combustión combustible ideal requiere condiciones más estrictas. Una simple chispa ciertamente no es suficiente. El papel o la madera son ejemplos ideales de materiales combustibles.

En conclusión, se puede decir que la combustión se mide mediante calorimetría. La inflamabilidad se calcula mediante una prueba de combustión. Todas las sustancias inflamables son ciertamente combustibles, pero no todas las sustancias combustibles son inherentemente combustibles.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Usamos cookies para mejorar la experiencia del usuario. Selecciona aceptar para continuar navegando. Más información